EPANADIPLOSIS

Libros – Notas – Comentarios

ESTÉTICA DE LA CRETINIZACIÓN, por Daniel Battilana

                            “Lo que no induce al error me impide avanzar”
                             “Un libro, si se abre mal, se lee mal”
                             Criticado por correcto no por insuficiente.

Será necesario probar que la ética es marginal.
Hay un fraude establecido: que la ética y la estética no están relacionadas. Por esto todo se diluye en la igualdad; es conveniente la igualdad engañosa de la semejanza.
Para nosotros se ajusta el término vertido por los romanos: la moralía. La moral de las costumbres, tan orgánica y descendente al detalle irregular del hábito recurrente. Tan moral el límite penetrado por el objeto antisocial, móvil y operario, sucedáneo a su esfera desvirtuada de creencia.

Daniel Battilana

Para un sujeto inmóvil, atento al reparto estético de su entorno farandular, sujeto de apremios indirectos, es un hombre servido por su indolencia. Es un acertijo humano que exige claridad textual y obediencia vocativa. Priva para éste la ética del sumidero, conoce que ignora y es ignorado por lo que supone. La costumbre no es el hábito, es el ideal del otro, ese romanticismo de intentar remendar un pañuelo de seda enhebrando una jabalina.
La doxa está superpuesta, impuesta a un valor referenciado de infinito pasado y su gloria doméstica es la posesión de lo moderno como pasaje y no como estado contemplativo de la falsa impresión de dominio que le es inherente. Preñada de muecas que empeoran el gesto, reluce múltiple la estética del deterioro, un baldío cercado de razón.
Siempre me repito, la expresión es de digesto y de poco reconocimiento global. Hago lo mismo, comienzo difícil, rehuyo los laureles que se ganan con la claridad del discurso periodístico. Argentina sustituyó, transitivamente, intelectualidad por periodismo, jornalizó el criterio.
La soledad es un enigma idéntico a un prospecto, nadie lo lee y, aunque contiene la clave de una dosificación eficaz, se lo arroja porque incomoda al frasco (cuerpo) cuando es guardado en la caja. La soledad es el gotero de ese frasco sin prospecto que es el cuerpo, un creyente lleno de certezas inconmovibles; mi propósito, es la altura ideal para comenzar la confesión de la técnica discursiva, es escribir para las impresiones, no para la comprensión; luego uno probará, más allá de la paciencia, cuán desgastadas tiene sus facultades. Suelo observar que cuando los demás parecen entender lo que digo es que me he expresado mal.
Esto ha consolado a más de una generación, en especial las plantillas académicas: investigar es resumir (si es posible de libros extranjeros) Explicar es justificar. A este mal lo llamo transductor, de principios pues reboza de obediencia cultural y de intenciones, en un país sin decisión editorial, la reflexión es un coraje cedido al pasado. Un pasado intelectual que, con los intermediarios de siempre, no sobrevivió al espanto del ideario francés y las bacanales del olvido por sustitución estética.
Hay un factor inacabado: ya no están las vanguardias francesas con sus placeres ególatras, con el ajenjo de la discordia jugando a parecer artistas, orinando sus simplezas adoradas por los realistas latinoamericanos. Pero no estamos solos (no se sabe cómo), están las editoriales digitando el flujo de sus ventas, son nuestro patrón de lectura.
Lo imposible se muestra popular y el deseo rompe el límite frontal de la idea per se. Es la forma solidaria del fracaso. Como es habitual todo parece posición ante posición. Como es habitual parto de lo incomprensible singular a lo relacional evidente. De lo retorcido secular a lo apartado inmanente. En un sistema pendular de reparto ideológico  nada queda si no es polarizable y, unívoco es distinto de final.
La turbamulta consume objetivada y pretende un estado inmanente de voluntad y deseo clarificado en las mismas fuentes en que lava sus pies el verdugo de sus ideas… La turbamulta es la democracia de lo banal conciente a lo nacional evidente; fisura estrecha, grieta al fin para un final moral sin recambio.
De un sistema aparente, que no cesa, la ambigüedad es la condición protectora. No es imperio de la voluntad social saciar la sed divina del que clama (reclamar es una forma de demora casi histórica) por ser individuo; tiene esta creencia todo el desdén del que anhela y le exige a otro le cumpla en lo cotidiano.
Nada se diferencia, el hombre es ya perpendicular a sí mismo, vive en un trance de capital y de benevolencia partidaria. Hay una creencia que lo envuelve todo que lo insufla de benevolencia simplista, de premura al momento de trabajar por la hechura de cada propósito, tiene la ansiedad que precede a las religiones.

La ética sobrevive como metafísica y la estética como cretinización.
Lo cretino hace a lo autoexplicativo. La cretinización es un estado compensador del espíritu de masas. Es una masa estérea de cómplices que se maltratan y se ufanan estructuralmente de ser humanófilos. Lo mediocre tiene ahora un nuevo mecanismo de imposición estratificada. El maltrato es evidente pues mostrarlo todo es la única equidad soberana.
El sujeto de la cretinización tiene por objetivo masificar para aturdir.

El desbaratamiento del concepto de calidad garantiza la chatura.
La resistencia deviene de una ética pausada contingente a la celérica deformidad del culto de la vigencia y su novedad. Un dios transitorio que arrebata el tiempo de sus fieles. Todos hemos nacido dentro de este templo del que nadie trama por salir…

La metafísica no es una alternativa pues la potencia no es de la misma especie que el acto, sin embargo el acto lleva su sentido por los bordes de la sensación noémica.

Todo es rito sin creencia, solaz. Por eso la fatiga de la inercia existencial, los apremios, un sinnúmero de adelantos fugitivos a los sentidos, todo expectación, delincuencia hormonal, tedio.

Lo cretino es la liturgia paranormal del desahogo.

Van Gogh

Un vacío para dos ausentes, el cuerpo de las percepciones trabaja en y para el futuro es decir para lo que no existe.
Escribo sin solución, buscarla es cambiarme el signo. En lo suscitativo confirmo las impresiones apriorísticas de esta lectura y las consecuencias residuales alborotan de júbilo mi esfuerzo.

Un buen texto es una amenaza.

La crítica es un sistema de rechazo. Finge ser la razón asistida por la razón; la anal

ogía es funcional al vértigo del incapaz. En un mundo de creencias la verdad acecha.
El síntoma de la interpretación analítica es ya complementario, tan natural parece, que se puede nombrar lo que no existe y criticarlo también.

Lo cretino se siente amenazado por lo singular.
La humildad es una tiranía , no es ego dormido ni apaciguado, el humilde es servido por un séquito de hidalgos peores que él. En cambio la sencillez no requiere de terceros que la asistan. El humilde demora a los demás, la ética es su pantomima. La humildad es una trampa que el poeta viejo tiende para que lo recuerden.

Lo primitivo es reconocible.
Afectar más o menos armoniosamente al oído con la exageración de lo simple, nos saca del terreno consciente, nos pone en el barro primitivo de la exacta ignorancia que es poesía.

La única simplicidad, la exageración.
Entre una  y otra se desarrolla la existencia de toda vanguardia. Las esencias son particulares, dominadas y egoístas. Lo creado se ajusta, hasta se acomoda a una promesa de canon. Lo Institucional sustituye al movimiento. Los grupos cultivan su propio consumo de adormidera…

No se lee poesía porque no se lee miedo.
Todo diálogo interno tiene el atributo de la penuria, de esto nadie se ufana más bien a lo que no hacen atribuyen sus logros. Una imagen y setecientas palabras después ningún reto.
El hombre de ceniza tiene su frontera que no cesa.
La cretinización arma parodias (tan esperanzadoras como la saciedad ) es un solemne convento refulgente cuyo ciclismo nos arrebata las ideas y somete en la penumbra lo fenoménico a lo idéntico explicito, abstraer es en delito impensado.
Comunidad mancomunada de cabezas al estilo de frecuentar la creencia de su poder dado por el tiempo reverenciado. Dado lo mucho para el olvido y lo poco para lo sensacional.

La ética de tratar todo por el borde y la estética de bordear todo lo posible por atajos
¿es esta escritura la parodia del ser privado de ser? ¿Impedir la plenitud y no la parodia de la plenitud inequívoca de la pluralidad de mercado?
Atajos concéntricos donde escarcha la mínima lágrima del pesar. Fatiga precoz del sustantivo alabado de secreto casi formal.
Es una parodia lo simple por esto nos hacemos distancia, reemplazamos el ardor por el pasajero incoloro de la soledad tribal, En la tribuna están lo restos que contemplan la sedición moderna de usar los ideales para empujar, y salvo los ojos que siempre son lo primero que arriba, la estética de la ética jornalera  se ahoga entre los paradigmas de la vergüenza.

                                                                                                                         Daniel Battilana 

Anuncios

13 mayo 2011 - Posted by | DANIEL BATTILANA | , , , ,

7 comentarios »

  1. Deslumbrante, siempre que leo un texto tuyo me asomo me lleno de ideas y luego me cuesta leer otras cosas por allì tengo elexilio de papel y no sè como se hace para escribir asì.
    Tu amiga de siempre.

    Comentario por Pìa Baraj | 13 mayo 2011 | Responder

  2. Hoy estoy muy naba, Dani, leo y releo tu texto, me parece genial y la vez me digo puedo entrar por todos lados y no puedo salir por ninguno con un comentario que sea una respuesta a lo que decís, sino un soliloquio interior que me dice: volvelo a leer, naba, es lo que vos pensás. El título está clarito, y por lo que decís, si te estoy entendiendo es porque te malentiendo, o no te estás haciendo entender. Sé que con un par de mates, lo aclaramos de suyo como dos chanchos en el chiquero (soy chancho del chino), más nuestros mates son sublimados deseos que el tiempo y la distancia no nos permiten. A mi me impide avanzar hasta lo que más me induce al acierto. Siento tu malestar pero de un modo diferente, porque sin ética no creo en ninguna estética, y la soledad es lo que mejor me sienta. Adhiero a todo lo que decís, porque Aldo Oliva, un poeta viejo, que fue mi amigo, mi padre las más veces, que no escribía para que se le entendiera ni para que lo recordaran, y decía, dice en la contratapa de su último libro, cuyo título es “Una Batalla”: “Nací en Rosario, como todo el mundo ignora, cuando lo morían a Arolas, sin saberlo, ambos (puede haber algunos años de diferencia). Crecí como todos los animalitos de este género. A los quince años tropecé con la cultura: no lo recuerdo. Luché, a veces. Soñé con pasión, es decir con sueños. De improviso me encontré con que era profesor de no sé qué. Desde hace un tiempo corrompo la Academia y justifico mi respiración. Amo, eso sí. Escribo poco por filantropìa y por molicie. Tengo entramada filiación con la estricta verdad de la plusvalía. Así: (voz de Edmundo Rivero) “Sólo espero la huesuda / que de paso me sacuda el guadañazo / y me remolque al tablón”. Y se parecía a vos, hasta en lo que no se parecían. Se murió como se mueren todos los que no tranzan con nadie ni con nada. Íntimo amigo de Saer, que lo describe en un poema de El arte de narrar, y seguro estaría charlando con vos con unos cuantos tubos de vino del bueno, y riéndose juntos sobre el tema de ” La estética de la cretinización”, y yo amaría escucharlos, era un genio oral, más en pedo más brillante. Cuando se murió, se cerraron todos los bares en los que él pernoctaba el lujo de su pensamiento. Qué pena que dos tipos como ustedes no se abrazaran en esos mismos pensamientos y en la misma ética y estética, como pares que son!!! Los mediocres lo odiaban, esos mediocres están en el poder que él despreciaba. TQM, amigo. Graciassssssss

    Comentario por Concepción Bertone | 14 mayo 2011 | Responder

  3. Daniel,te felicito por tu intrincado ,laberíntico y complejo texto.
    Lograste probar que la ética es marginal.¿Siempre lo fue?¿No siempre fue así?…Preguntas que darán lugar a nuevas respuestas.
    Transcribo algunos de los párrafos más interesantes de tu texto con las conclusione o dudas que me generaron.
    “Hay un fraude establecido: que la ética y la estética no están relacionadas”
    Es verdad,es el fraude que hace corresponder sin que se note,de forma solapada, una estética bizarra a una ética “del todo está permitido.¿l sujeto se sabe ignorante y es ignorado por la opinión pública que él mismo genera?¿El individualismo es tomado como delito,como “rotura” de esa uniformidad que se pretende establecer?
    “Argentina sustituyó, transitivamente, intelectualidad por periodismo, jornalizó el criterio”
    ¡Qué verdad fuerte!.Y los periodistas crearon otra realidad mejor paga(para ellos).Volvemos al ficticio mundo de Trapalandia que nos ofrecen o imponen como verdadero y único y la tecnología actúa nuevamente como espejitos de colores.
    El hombre más “civilizado” en el más estrcito concepto de la palabra ,resultó ser el aborigen , correcto,ético, ¿estético?(a él no le importa)educado,con límites,con el sentido común que años de civilización neuronal y urbana no le pudieron sacar.

    La soledad es un enigma idéntico a un prospecto, nadie lo lee y, aunque contiene la clave de una dosificación eficaz, se lo arroja porque incomoda al frasco (cuerpo) cuando es guardado en la caja. La soledad es el gotero de ese frasco sin prospecto que es el cuerpo, un creyente lleno de certezas inconmovibles; mi propósito, es la altura ideal para comenzar la confesión de la técnica discursiva, es escribir para las impresiones, no para la comprensión; luego uno probará, más allá de la paciencia, cuán desgastadas tiene sus facultades”
    La caja del frasco,la caja del cuerpo,sería el hogar?la sociedad?.Me quedó la duda en la analogía.En la soledad de nuestro espacio geográfico,interior,espiritual,intelectual,teníamos la manía de pensar.Las gotas de la soledad bien vivida eran las reflexiones.Mala palabra en este mundo de la cultura de la inmediatez.Soledad es sinónimo de fracaso.Eso nos hicieron creer.
    “Suelo observar que cuando los demás parecen entender lo que digo es que me he expresado mal”
    Puede ser que te te esté entendiendo mal,pero la obra cuando la obra es buena suele desprenderse del autor y tomar vida propia,re-estructurándose,deconstruyéndose y reconstruyéndose en la mente del que la interptreta.No e lo mismo trasmitir que convencer…es más:no quiero ser convencida.Quiero dudar,quiero pensar,quiero usar los dientes de mi intelecto.No me gusta la comida premasticada.Si me gusta degustar algo exquisito y este texto lo es.
    “En un sistema pendular de reparto ideológico nada queda si no es polarizable y, unívoco es distinto de final”
    Esta frase me llega especialmente ,a mi,bipolar, todo blanco o todo negro,todo bueno o todo malo, en un mundo unipolar que me exige como requisto de normalidad la unidad de criterio que él mismo no posee.Me piden grises en un país de patriotas o enemigos,de democráticos o golpistas,y así sucesivamente.Yo estaba bien como estaba,pero ese es otro tema.
    “El desbaratamiento del concepto de calidad garantiza la chatura”
    Esta chatura uniformante es lo que rotula de obsesivo al que quiere hacer las cosas bien,de estúpido al honesto,de neurótico al que no tolera lo intolerable,de traidor al que se atiene a sus principios y de loco al que no se amolda a este mundo loco.La cultura del esfuerzo se ha perdido,calidad en un país mediocre suena a insulto,a “te querés hacer el que sos más”.La chatura garantiza la decadencia,la pérdida de lo logrado,el retroceso,el paso hacia el abismo,la dominación por parte de quien vuelca toda la calidad de su pensamiento abstracto en el objetivo de que los pueblos oprimidos tengan cada vez un pensamiento más concreto ,mas literal,más rudimentario,más cretino,hasta la culminación que va siendo el “no pensar”.
    “Lo cretino es la liturgia paranormal del desahogo”
    Y ese desahogo se retralimenta con la estética tinelizante y la excusa del “trabajé todo el día,ahora me quiero distender”.Nos desahogamos en lo cretino y nos ahogamos en lo estúpido.Los productores de la estupidez no son estúpidos ,obtienen sus buenos dividendos pero al final terminan cayendo,como todo tramposo,en su propia trampa:No imagino a Tinelli leyendo a Benjamin.
    “Un buen texto es una amenaza”
    Y si.Un uen texto hace pensar y pensar es amenazante para el obejetivo preestablecido de una maa no pensante.Un buen texto de ficción también puede abrir la imaginación y la creatividad,y ¿cómo mantener la dominación y la estupidización si las personas empiezan a imaginar y crear nuevamente desde cero?(No sea cosa de que nos expongamos a la creación de un nuevo paradigma económico -social,no sea cosa qu nos expongamos a nada)
    “Lo cretino se siente amenazado por lo singular”
    Siempre lo cretino se siente amenazado por lo singular.Lo singular es lo que se rebela a seguir esos cánones.Lo singular es lo emergente.La punta del iceberg del pensamineto y de la acción que yacen sumergidas en el mar de un sistema perverso.Cunatos menos icebergs,mejor.Sólo los barcos del poder parecen tener derecho a navegar sobre la superficie de esos mares.
    “Lo Institucional sustituye al movimiento”
    Esta frase me hace acordar al edifico de “Información ” de la película “BRASIL”.
    “El hombre de ceniza tiene su frontera que no cesa”
    Hermoso.Y cuál es esa frontera?el viento d lo perecedero que que lo volatiliza sin dejar huella de su paso por la Tierra?
    “Atajos concéntricos donde escarcha la mínima lágrima del pesar”
    Y del pensar.
    Como te dije al principio Dany,un texto rico y profundo,del cuál sin duda me quedaron muchas cosas por analizar.FELICITACIONES.Y A TODOS LOS QUE HACEN ESTA PAGINA TAMBIEN.CON CARIÑO,NILDA SPINETTO.

    Comentario por nilda | 17 mayo 2011 | Responder

  4. Verá usted, yo estaba enfermo de literatura, lo mío era grave y alarmante, leía el mundo como si fuera la prolongación de un interminable texto literario, estaba impregnado de literatura, hablaba en libro. No desdeñaba como carne literaria prácticamente nada, es decir, estaba condenado a fijarme en todo: en las lágrimas de la viuda, pero también en sus piernas enloquecedoras, en la mosca que se posaba en la nariz de la carnicera, en la mágica luz que invade las ciudades en el instante final del atardecer. Era un fastidio porque no es que me interesara la literatura, no es que sintiera cierta atracción por ella, no, es que yo era literatura.
    Estaba muy enfermo de literatura y para colmo, en un intento de curarme un poco, no tuve mejor idea que visitar a mi hijo Rodolfo, ágrafo trágico en Nantes. Fui con el propósito de viajar y airearme un poco, de tratar de huir de mi enfermedad y, de paso, echarle una mano a mi hijo, que llevaba una temporada muy rara, pasaba por momentos delicados pues, tras publicar su peligrosa novela sobre el enigmático caso de los escritores que renuncian a escribir, había quedado atrapado en las redes de su propia ficción y se había convertido en un escritor que, pese a su compulsiva tendencia a la escritura, había quedado totalmente bloqueado, paralizado, ágrafo trágico en Nantes.
    DE “Monólogo del Café sport” Vila Matas

    Comentario por María Amelia Diaz | 22 mayo 2011 | Responder

  5. Quelle merveille, te rappelle-je en disant combien il est important de se disputer avec un texte et conformément à moi une lecture le fais-je passionnéement avec cela. Je t’ai traduit antérieurement et toujours tu es dans un nouveau chemin seul. Je lis les commentaires qu’ils précèdent à ton écrit et un bon … l’avant-garde est difficile, ardue.
    Tu peux cher ami voir les attitudes infinies telle infériorité de l’ensamble.
    Il y a tant un déploiement que ne te le pardonneront pas les rétrogrades attentifs, les vils.
    Tu existeras toujours de s’entourer les lâches vils. Il y a des gens ici qui t’étonnent beaucoup et aussi la fondation étonne ta présence, ton travail. Je préviens Juán Alduras et Stefanatto sur ce “joyita” pour qu’ils te lisent et ils rient d’une envie.
    Quoi est-ce que je peux te dire que tu ne sais pas de ta pensée, de mon admiration et de ma dévotion le meilleur ami qui le monde peut donner. Un but et un but à la poésie.
    E. E. Filosi

    Comentario por E. E. filosi | 9 junio 2011 | Responder

  6. conceptualización del lenguaje en su contexto social, el silencio necesario, la construcción analitica sin intelectualización , el compromiso en la soledad y el amor

    Comentario por Patricia Núñez | 12 octubre 2011 | Responder

  7. No es crear lo que hace este animal poético que es Battilana, esa sola suposición lo estrecha, tampoco suponerlo iluminado por la palabra, no, él es quien ilumina las palabras demostrándonos que lo original existe, es un infierno inagotable de ideas bellas, de escondrijos, tan generoso, qué sé yo lo que diría de la emoción con que me ha pillado este texto humano desafiante como pocas cosas.
    “Lo cretino se siente amenazado por lo singular.
    La humildad es una tiranía , no es ego dormido ni apaciguado, el humilde es servido por un séquito de hidalgos peores que él. En cambio la sencillez no requiere de terceros que la asistan. El humilde demora a los demás, la ética es su pantomima. La humildad es una trampa que el poeta viejo tiende para que lo recuerden”
    Brillante, que le sea leve don Batilana, ¡escribir así entre los tiranos! Que me ha dao el orgullo de hablar conmigo y yo de tomar suelto a comentarle, reciba nuestro abrazo.

    Comentario por Juan Pérez de Moya | 13 octubre 2011 | Responder


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: